CRÓNICAS DE AYER

MIÉRCOLES Y JUEVES SANTO (8-4-1.982)
 

 El Jueves Santo, día 8 de abril de 1.982, el corresponsal en Ronda de Radio Nacional de España, informó sobre la Semana Santa, de la siguiente forma: 

En la noche de ayer, Miércoles Santo, tuvo lugar un fervoroso Vía Crucis por las calles de Ronda, donde, a pesar del intenso frío serrano, asistieron numerosísimos rondeños. 

En cada Estación, sacerdotes, religiosas y seglares, comentaron la Pasión de Cristo.

 --------------------------------

 Hoy, Jueves Santo, saldrá a las calles rondeñas la Hermandad y Cofradía de Nuestro Padre Jesús atado a la Columna y María Santísima de la Esperanza. 

Esta Cofradía se fundó en el año 1.948 y está emplazada en la Ermita de la Concepción (este templo, sin cultos en la actualidad, está en la calle Ermita) (*) 

En el año 1.970, la Cofradía hizo su último desfile procesional, desapareciendo la Hermandad. En 1.976, se vuelve a organizar y la Barriada de San Cristóbal se vuelca, hasta conseguir ser una de las más importantes de Ronda. Para que hiciera el primer desfile procesional, en esta segunda etapa, la familia Lamas cedió la Imagen y los empleados del Hotel Reina Victoria donaron la peluca y financiaron la reparación de las Potencias. Al año siguiente, se emprendió la construcción de los "pasos", que estuvo a cargo de Antonio Vela Tirado, en unión de la propia Junta.

 Siendo una Hermandad joven, es de las más fuertes de Ronda, y cuanta con el apoyo de un extenso barrio rondeño, como es el de San Cristóbal.

 La procesión de hoy, saldrá a la 8 y media de la tarde y volverá a su templo a las 12 de la noche.

(J. M. H.) 

(*) La siguiente información, nos ha sido facilitada por nuestro amigo Rafael Pajares, tras la consiguiente consulta en libros de su biblioteca. 

La "Ermita de la Concepción" se encuentra en pleno centro del Mercadillo, metida entre sus casas. en la calle de la Ermita. Según Moreti, debe ser de bastante antigüedad, aunque no se sabe ni cuándo ni quién la erigió.

Es una pequeña iglesia de una sola nave. La fachada tiene una gran portada de piedra resaltada sobre el paramento enlucido del muro, con un arco de medio punto, con grandes dovelas que por sí mismas componen un alfiz, rematado por un frontón curvo partido. Encajada en el frontón aparece una hornacina que a su vez se remata por otro frontón, triangular en este caso, también roto y con una cruz en el centro y pirámides con bolas en los extremos. Por encima del alero del tejado se eleva una espadaña de ladrillo encalado, con un arco de medio punto coronado por un frontón. La portada por sus características debe ser del siglo XVIIIl. Al lado de la ermita se abre otra puerta adintelada, resaltada sobre el paramento, con una cruz en el dintel y rematada por un pronunciado guardapolvo. La cual se abre a un patio porticado, adintelado, con columnas toscanas sobre las que apoyan unas zapatas. En la galería superior una serie de ventanas se abren al patio central.

Actualmente es una casa de vecinos, pero al encontrarse al lado de la ermita cabe suponer que se trate de un pequeño claustro de la misma.